4 Estrategias para aumentar tu magnetismo y autoestima


Tener una autoestima sana va a depender de tu autovalía, de cuanto te quieras y te aceptes a ti mismo.


Una persona que tiene la autoestima baja se siente insegura, se siente incapaz de lograr algo, necesita hacer cosas que no quiere para poder sentirse aceptada y por lo general no cree que es bueno para algo.


No hay peor persona que te juzgue y te trate mal que “tu mismo”. Muchos buscan fuera de casa lo que necesitan encontrar dentro de ella y cuando hablo de casa, me refiero a tu ser interior, dentro de ti esta la solución a todo. Cuando aprendes a comunicarte contigo mismo, aprendes conocerte, a identificar lo que te causa daño y que te limita, sabes que necesitas hacer o por lo menos sabes a quien debes pedirle ayuda en casos que no puedas hacerlo solo.


Cada uno de los pensamientos y los sentimientos que tengas hacia ti mismo, influirán en tu forma de vivir. Si tienes una autoestima baja, es muy probable que tus relaciones personales y sociales no sean las mejores, incluso una persona con una autoestima tienden a negarse a pedir ayuda, porque no cree necesitarla o porque no se atreve a pedirla. Mientras que una persona con una autoestima sana tiene mejores relaciones personales y sociales, pide ayuda cuando lo necesita y se siente capaz de enfrentarse a nuevos retos en su vida.


Cuando te sientes bien contigo mismo, te sientes en armonía y el dialogo interno que fluye es positivo, lo cual te permite tener una mejor relación contigo y con los demás, atraes personas adecuadas a tu vida, grandes puertas y caminos se abren para ti.


¿Qué cosas necesitas trabajar para desarrollar una autoestima sana y de esta manera sentirte bien contigo mismo?

 

Lo primero que necesitas es...


Tener un dialogo interno positivo contigo: escuchar lo que te dices a ti mismo es una de las cosas principales que te ayudará a mejorar la relación contigo mismo, escuchar tu voz interior decirte cosas negativas lo único que hace bajar tu autoestima y limitarte a lograr cosas. Así que de ahora en adelante observa muy bien lo que te dices a ti mismo.


Segundo...


Celebra tus logros: Cada vez que logres algo, por muy pequeño o sencillo que sea Felicítate y si alguien te felicita, acéptalo, deja que lo hagan. Algo que tienen las personas con baja autoestima es que a la hora de recibir Felicitaciones o Premios, se sienten incómodos, como si no se los mereciera.

 

La mejor forma de confiar en ti es mantener siempre presente tus logros pequeños y grandes.

 

Tercero...


No te tomes nada personal: no te creas nada de lo que digan de ti, si te tomas las cosas personal estarás de acuerdo con cualquier cosa que digan sobre ti, sea bueno o malo. No necesitas esperar que alguien te diga que eres inteligente para creer que lo eres, no necesitas esperar que alguien te diga que no eres capaz de lograr un objetivo, para creer no eres capaz. Cada persona es un mundo, los pensamientos que tengan ellos sobre ti, no tienen nada que ver contigo, es solo una percepción y eso puede variar. Así que lo único que vale es la opinión que tengas sobre ti mismo.

 

Y cuarto...


Deja de lado las suposiciones: una actitud muy frecuente en el ser humano es el “suponer cosas”, sobre todo negativas. Tendemos a sacar conclusiones precipitadas sobre cosas que suponemos creer que son ciertas y nos montamos unas películas, que lo único que causan son malestares e inseguridades. Son esos casos en el que vez a un amigo en la calle y si no te saludó, ya crees que está molesto contigo, o te preguntas ¿Y yo que le hice?, que yo sepa no le he hecho nada! Cuando me salude yo tampoco le voy a saludar. De ahí a que muchas relaciones se distancien.


Antes de suponer cosas, lo mejor es salir de dudas y preguntar. Si supones estas haciéndote ideas de acuerdo a lo que estas percibiendo y no a lo que puede estar pasando de verdad.


Si te fijas cada una de estas estrategias que te he nombrado, están relacionadas con la comunicación que tienes contigo.


Poner en práctica cada uno de estas estrategias te ayudarán a mejorar la relación contigo mismo y sobre todo a sentirte en armonía con tu propio ser.

 

 

Escribir comentario

Comentarios: 0